Tarta de San Prudencio-Ritxar Tolosa

Tarta de San Prudencio

Se trata de una tarta abizcochada de base circular, que elaboran todas las pastelerías vitorianas, en las fiestas de San Prudencio.

Su proceso de elaboración es: se mezcla mantequilla, con azúcar, harina y huevo. Se extiende y hornea, a 170º durante 8 minutos.

Se pone a calentar nata, teniendo cuidado que no hierva y se añade chocolate negro de cobertura en polvo y azúcar glass, removiendo continuamente. Una vez bien mezclado se retira del fuego y se sigue removiendo durante unos cinco minutos. A continuación se mete en el frigorífico.

Se monta nata con un poco de azúcar y se reserva.

Untar paredes y fondo de un molde redondo con mantequilla y cubrir el fondo con galleta triturada, rellenar hasta la mitad con la nata montada, cubrir con una fina capa del bizcocho horneado, embebido con aguardiente de cava y mete al congelador durante veinte minutos. Una vez fuera del congelador se termina de rellenar con la mezcla de nata y chocolate, se espolvorea con cacao y se conserva en el frigorífico, hasta un cuarto de hora antes de servirla. Se trata de una tarta helada.

Historia
Es una tarta de reciente creación, ideada por el confitero Luis López de Sosoaga, a la sazón presidente del gremio de pasteleros alavés que facilitó la receta a todos los componentes del gremio, para así festejar al patrón del territorio.

Libro Cinco docenas de pasteles. Autor: Juan José Lapitz (†)

Escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.