El salmón del Bidasoa

Autor: Juan José Lapitz/Académico de Número.
Publicado en: Saber y Sabor de “El Diario Vasco” (11/06/2016)

El pasado 12 de junio en Irún celebro su XXXVII Capítulo la Cofradía del Salmón del Bidasoa, que el día de su creación contó con dos actos de gran relevancia: el apadrinamiento por parte de la Angula de Hendaia, en el simbólico marco de la isla de los Faisanes y la presentación del libro “El salmón del Bidasoa. Su vida privada y pública”, la mayoría de cuyo texto fue escrito por José María Busca Isusi.

Repasemos algunas curiosidades sobre el rey de nuestro río. Su captura constituyó una fuente de riqueza para Hondarrabia, existiendo documentación de 1309 sobre la explotación de nasas salmoneras en esta localidad. En los límites de finales del siglo XIX, Francia debió indemnizar a la ciudad bidasotarra con 72.900 reales por el derecho de instalar nasas salmoneras en Behobia y Biriatu. Las capturas disminuyeron considerablemente, debido sobretodo a la txinga, pesca con redes en la desembocadura. Prohibida definitivamente esta, se recuperó momentáneamente hasta lograr las 324 unidades pescadas a caña en 1964. Se produjo un lento y progresivo declive, hasta que en 1982 no se pescó pez alguno.

Afortunadamente, los efectos de las repoblaciones y tasas de pesca han hecho su efecto y este año se ha permitido subir de 50 a 80 el límite de salmones a pescar. El hecho de que el río sea muy corto favorece la calidad de las carnes del salmón, que en este caso son muy grasas, pues sabido es que cuando entran en los cursos de agua dulce ayunan para desovar. Cuantos más kilómetros hayan de recorrer en contra de la corriente, más grasas pierden.

En recuerdo a la participación de Busca en la citada publicación, la Cofradía tomó el acuerdo de otorgarle a título póstumo el “Salmón de oro”. La entrega oficial se hará el 4 de septiembre a su viuda, Carmen Aguirre, en el acto oficial que las entidades colaboradoras y el Ayuntamiento de Zumarraga celebrarán en su localidad natal con motivo del centenario de su nacimiento.

 

Escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *